No hace mucho proponíamos, con el ánimo de ofrecer claves simbólicas y metáforas para la gestión personal y colectiva de la situación desatada con la COVID-19, inspirarnos en el arte del Kintsugi y su filosofía. Te invito a retomar esa reflexión. Ver más.

La idea de reparación dio pie a relacionar el término Kintsugi con la resiliencia o capacidad de los seres humanos para adaptarnos positivamente las situaciones adversas. Considero que el Kintsugi es una hermosa metáfora a utilizar en el cuidado y acompañamiento de equipos en tiempos de pandemia.

En estos momentos, tu equipo seguro que está experimentando con intensidad la adversidad y la vulnerabilidad, y puede que esté siendo superado por ellas. Las personas pueden sentirse agobiadas, rotas, agotadas… Es preciso cuidado, recomposición, restauración…

Las personas son importantes, así como el equipo, la organización y lo que la sociedad espera de la contribución articulada de todos y todas.

Entendemos que, para sobrevivir, para dar lo mejor, para sentirse felices trabajando en equipo, hace falta calmarse. Sí, primero parar… ¿Por qué no ir a un Balneario? Tiene sentido.

Luego toca valorar la contribución de cada persona para la construcción de esa nueva realidad compartida que es el equipo. Sí, reconocerse y reconocer… ¿Por qué no evaluar los roles de equipo desde la Metodología Belbin? Aporta mucha información relevante.

Quizás sea oportuno conocer cómo funciona un equipo, cuál es su gramática de funcionamiento y conversar juntas sobre cómo opera en el propio equipo. Sí, conocer cómo funcionan los equipos, cómo pueden funcionar. ¿Por qué no participar en talleres, con otros equipos, y aprender y compartir juntos? Un equipo se entera de que lo que le pasa es normal, natural.

Y seguramente sea necesario hablar. Tener conversaciones, experimentar desde las emociones, trabajar desde el cuerpo. Sí, traer juntas lo que no sabemos o no nos atrevemos a considerar o abordar sobre lo que juntas construimos: del equipo. ¿Por qué no participar en sesiones outdoor fuera de la cotidianeidad del equipo? Es una oportunidad para hablar de lo que no se habla…

VIRADA Equipos es una propuesta de fortalecimiento de equipos naturales que recoge estas y otras dimensiones. Échale un ojo al Dossier.

¿Está tu equipo en el momento propicio, en el Kairós, para que se ocupe de sí mismo y esté más preparado para enfrentar un mar cada vez más imprevisible?

Dale una vuelta… Desde VIRADA creemos que estamos en el mejor momento. ¿Hablamos?

 

David Pereiro, responsable de VIRADA.

Volver

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *